lunes, 19 de junio de 2017

MALDITAS PICADAS no está de acuerdo con las estadísticas que presentó la ANSV

El 8 de junio de este año el Ministerio de Transporte de la Nacion presentó un mapa de siniestralidad donde informan que durante 2016 hubo 5.613 muertes (en lugar del hecho) en todo el territorio nacional, aunque la cifra llegaría a más de 7.000 al año. El 30% ocurrió en la provincia de Buenos Aires, donde unas 1.559 personas perdieron la vida en rutas y calles. En cambio, la Ciudad mostró números mucho más bajos: 97 durante ese mismo período. Según el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, “el primer elemento de inseguridad vial en la Argentina es la mala infraestructura que se ha escondido en el pretexto de la falta de educación o concientización. Hay que mejorar enormemente y a largo plazo, pero eso sólo no sirve”. 

Para hacer este estudio, la Agencia Nacional de Seguridad Vial a través del Observatorio Vial implementó una nueva metodología que consiste en recolectar información por medio de una base de datos digital, donde los municipios ingresan sus propias estadísticas. Este formato ya está funcionando en siete provincias.




¿Por qué no estamos de acuerdo con estas estadísticas?

Como familiares de víctimas de tránsito nos agrada que se intente trabajar en un mapa de siniestralidad, pero no estamos de acuerdo en que se arme una estadística nacional con los datos de 7 (de 23) provincias. Además, los muertos en siniestros viales no se restan se suman y a diario. Queremos que se trabaje a partir de los datos, no solo decir cuantos mueren. Las afirmaciones del señor Dietrich intentan justificar la falta de educación y conciencia de la que carecen las personas. La siniestralidad no solo depende de la infraestructura, entendemos que es muy importante tener las condiciones, pero esta no es la principal causa. Los siniestros viales se dan en las mejores condiciones y en un 90% por fallas humanas. Porque seguimos cruzando con semáforos en rojo, cruzando por cualquier lado, adelantando por zonas indebidas, conducimos en estado de ebriedad, etc. Hablamos de conductas no solo de infraestructura. Como ONG creemos que la concientización y educación vial es la única herramienta eficaz para tratar de mitigar y reducir la siniestralidad. 

Con esto aclaramos que la estadística nacional de siniestralidad es solo parcial (basada en datos de 7 provincias)



No hay comentarios:

Publicar un comentario